Archivo de la etiqueta: pelos

¡Zafarrancho en el rancho!

 

Ayer fue el día elegido para arrancarnos los pelitos de las piernas, para que me voy a andar con rodeos.  Decidimos que no teníamos tantos como para ir a una profesional así que anuski compro de esas ceras que se calientan al micro y ¡¡venga fiesta!! Mi pobre amatxu se paso el día advirtiéndonos de los peligrosísima que es esa cera, casi tan peligrosa como la lejía que en mi casa solo la tocan los mayores de 40 años. Bueno la cuestión es que anuski se había depilado por la mañana, chica ¡¡que suave, que bien!! solo le quedaba la parte trasera del muslo porque a una misma es un poquito complicado; y yo voluntariosa como la que mas me ofrecí a depilarle. Calentamos la cera en 17 viajillos porque claro como es tan peligrosa no nos fiábamos de calentarla mucho rato seguido. Cuando tuvimos la cera lista, tumbe a anuski en una alfombrilla en el baño y le extendí la cera. Capitas bien finas para que cunda mucho (mal) y bien de tirón para que salgan todos los pelitos fuera (mal también) Vamos que la pobre anuski vio a dios, a san pedro y toda la corte celestial. ¡¡Muy mal, fatal!! Después se me cayó la cera por las piernitas de anuki pero no paso nada, porque estaba mas bien templada, ¡soy un desastre! Así que cuando me toco el turno a mi, pensé que iba a ser una tortura…. pero anuski tiene maña y ya me explico que las capas de ceras hay que darlas gorditas y con lengüeta para tirar bien. El tirón de pocos en pocos y cuanto mas pegado a la pierna mejor. Oye ¡¡gloria bendita!! nos han quedao una piernas suaves, hidratadas y con restos de cera pero ya se irán ya…..  La única consecuencia es que toda la casa olía a chicle de fresa, pero no esa fresa ácida de los chicles modernos NO, olía a la fresa de los chicles Chew ¡qué auténticos eran esos chicles! les dabas dos vueltas y se quedaban durísimos y sin sabor, y ¡venga! otro a la boca…. así hasta que no podías ni masticarlos jejeje.

Anuncios

2 comentarios

Archivado bajo depilación

Depilación

Es una “tarea” tremenda para nosotras.

Lo primero porque para depilarte tienes que tener pelos que quitar, es algo evidente ¿no? Entonces tienes que abandonarte, como se abandonan los zapatos viejos que diría Sabina y convertirte en una “mujer tejón”

La cuestión es que las que nos depilamos a cera lo tenemos complicadísimo porque si nos quitamos cuando tenemos dos pelos, tendríamos que volver a ir a los 4 días y volver a pagar. Qué es una cosa que tiene delito, te quitan todos tus pelitos (qué a saber que hacen con ellos) te hacen sufrir durante media hora y además pagas por ello…… si es que vamos a más tontas ¿no? Bueno pero dejando este tema a parte, vuelvo al tema principal. Utilizar la cuchilla sería lo más fácil del mundo, pero nosotras somos chicarronas del norte y aguantamos lo que haga falta. Nosotras preferimos la cera, que te hace mas dura que dura; no es por criticar (en voz muy muy bajita y susurrando) pero las mujeres que utilizan cuchillas o cremas de esas que huelen a corrompido es que son unas micos. Que no me parece mal ¡ojo! Qué cada una haga los que quiera con sus pelos.

Las zonas a depilar son muchas, y te descuidas dos días y ya estas con la cera otra vez a vueltas; que si las cejas, el labio superior (como dicen las expertas) ¡coño! de toda la vida bigote, anda que no le dicho yo veces a mi hermana “joder, que bigotazo tengo” , las piernas, las axilas, las inglés…..  el día que no toca una cosa, toca otra.

Ah! eso sí. Cuando te estas abandonando para hacerte una “limpia” profunda entonces es cuando te llaman del ginecólogo ó te sale plan con algún chico majo…. eso esta científicamente comprobado y esa así porque el mundo esta en contra de las que llevamos pelos.

De todas las maneras yo creo que la conspiración la hacen esas mujeres que no tienen pelos, que son las mismas a las que nunca se les nota la raya del tinte, ni les saltan lorcillas, y que llevan tacones y andan bien…. sí, sí,  hay mujeres así, son las mujeres perfectas; esas que ni siquiera sudan en el gimnasio.

Otro tema a parte es la “lepileidy”, que en mi casa se le llama “rotavator” mucho más gráfico ¿verdad? Bueno pues compramos uno de esos y mi amatxu y mi tía nos dijeron que era gloria que ni te enterabas. Ya, ya…. ellas que tienen pelo y medio en cada pierna…. Un día nos enchufamos el rotavator y nos dispusimos ha pasárnoslo. El ruido que hace ese cacharro es espantoso, es como prrrrrrrrrrrrrrrrrrrrr constantemente, que podían ponerle un cancioncita que te relaje, por ejemplo la de “ahí estas tuuuuuu” que salía en el anuncio de Andalucía, de chambao. Bueno que me lío otra vez, que si tienes rastrojo ni se te ocurra pasártelo. ¡Que dañito! Cuántas veces me habrá dicho mi apatxo, que de depilación no tiene ni idea, que nos pasásemos la candileja, y la verdad que el hombre tenía mucha razón. ¿Qué se hacen con los rastrojos? pues quemarlos ¿no? Si es que…. porque no tengo una candileja a mano que sino….. arrasaba con todos.

Y hasta aquí llega este tema. Que quede claro, una por una, que nosotras somos muy apañadas a lo que depilación se refiere, pero comprendernos alguna… alguna…. vez nos dejamos, como cada cual.

Nuestro lema: “donde hay pelo hay alegría” ¡qué coño!

8 comentarios

Archivado bajo belleza, depilación, nosotras mismas